Amar o depender. Terapia de pareja

En este semana de San Valentín vamos a hacer una reflexión sobre el amor y la dependencia. No confundamos el amor con la dependencia afectiva, ya que está genera sufrimiento y depresión. Os explico el porqué.

Conoce a Nuestros Profesionales

Un gran porcentaje de pacientes acuden a consulta por problemas derivados de una dependencia afectiva extrema que les impide establecer relaciones amorosas adecuadas. Está adicción afectiva tiene casi las mismas características que cualquier otra adicción.

En cuanto a los datos científicos que podemos tener a nivel psicológico, siempre sabremos más sobre una depresión que sobre un exceso afectivo. No nos impacta tanto el amor desmedido como una tristeza absoluta. Sobreestimamos las ventajas del amor y minimizamos sus desventajas. El apego afectivo de nuestro alrededor lo aceptamos y lo permitimos. Casi podemos decir que en la sociedad que vivímos somos adictos al amor. Pero, ¿estamos amando de una manera limpia, honesta y con libertad?

Depender de la persona que se ama es una manera de enterrarse en vida, donde el amor propio, el autorrespeto y la esencia de uno mismo son regalados irracionalmente a la persona amada. La persona apegada comienza a sufrir una despersonalización lenta e implacable hasta convertirse en un anexo de la otra persona. Cuando la dependencia es mutua, el enredo es trágico. Nos han educado que el amor debe tener adicción, es un absoluto disparate. La mayoría de las personas que acuden a terapia es por problemas relacionados con está dependencia patológica interpersonal. Es decir, una incompetencia total para resolver el abandono o la pérdida afectiva. También permanecen inexplicablemente en una relación que no tiene ni pies ni cabeza.

Lo que la terapia intenta promover es generar autocontrol en las personas adictas al amor, es decir, que sean capaces de que aún necesitando la droga sean capaces de pelear contra la urgencia y las ganas. No podemos esperar a desenamorarnos para dejarlo, debemos aprender a superar los miedos que se esconden en el apego, para mejorar nuestra autoeficacia, aumentar la autoestima y el autorrespeto, desarrollar estrategias de resolución de problemas y autocontrol. Todo ello sin dejar de sentir lo que siente, por eso es tan difícil. Descubriremos que lo que sentía no era amor sino una forma de adicción psicológica.

Una buena relación necesita mucho más que afecto en estado puro. Una buena relación de pareja debe fundarse en el respeto, la comunicación sincera, el deseo, los gustos, el humor y ser efectivamente libre.

Comparte

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Dinos que te ha parecido este artículo, Puntúa (DE 1 A 5 ESTRELLAS).
0 / 5

Your page rank:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Usamos cookies para brindarle la mejor experiencia en línea. Al aceptar que acepta el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies.

Privacy Settings saved!
Configuración de cookies

Cuando usted visita cualquier sitio web, puede almacenar o recuperar información en su navegador, principalmente en forma de cookies. Controle sus servicios de cookies personales aquí.

Estas cookies son necesarias para que el sitio web funcione.

Para usar este sitio web utilizamos las siguientes cookies técnicamente requeridas.
  • wordpress_gdpr_allowed_services
  • wordpress_gdpr_cookies_allowed
  • wordpress_gdpr_cookies_declined

Rechazar todos los servicios
Acepto todos los servicios

Nosotros te llamamos.

Déjanos tus datos.

Responsable: SANDRA SANTOS GÓMEZ
Finalidad: Poder atender y gestionar los diferentes pedidos, solicitudes, consultas y resolución de dudas de los usuarios, así como poder realizar estudios estadísticos que ayuden a mejorar el funcionamiento de la página web y a informar de forma puntual.
Legitimación: Consentimiento del interesado.
Destinatarios: No se comunicarán datos a terceros, salvo obligación legal. La información es tratada con la máxima confidencialidad, siendo alojados en un servidor seguro. Tu dirección de correo electrónico se utilizará únicamente para dar respuesta a sus consultas realizadas a través de los formularios existentes en el sitio web, así como para informarle de las novedades.
Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar y suprimir tus datos, derechos que puedes ejercer enviando un correo electrónico a info@centropsiologiahemisferios.es

Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en mi política de privacidad.